CÓMO LEEREMOS LIBROS EN EL FUTURO

Muchos factores han influido en los últimos años tanto en la forma en qué se hacen y editan los libros hasta en cómo se distribuyen dentro del mundo para vender más, desde distintos formatos, formas, tamaños y sistemas de distribución han influenciado y afectado la forma de vender libros en el mundo. Y es que ahora, es parte esencial de una editorial sumarse a la era de la tecnología y ofrecer obras de tal manera que a los lectores le sean accesibles y fáciles de adquirir, a través de estos últimos años se ha visto una notable disminución en la compra y uso de libros en papel, mientras que por otro lado los formatos electrónicos han tenido gran auge.

Los mismos escritores incluso han buscado la manera de ganar más dinero con sus libros a través de ventas y distribución de manera independiente, y es que ahora auto editar un libro es mucho más sencillo que hace algunos años, cuando los escritores tenían que financiar la impresión de los ejemplares y ocuparse de su distribución, ahora pueden fácilmente ser distribuidos en línea a través de internet, lo que les genera mayores ganancias, pero los hace más sensibles a las descargas ilegales y sobre todo, no tienen siempre la misma calidad que un buen material editado.

kindleEn un tiempo donde la literatura se mantiene a flote gracias al Kindle y a los dispositivos electrónicos que hacen más sencillo acceder a los libros desde cualquier lugar y en cualquier hora que se desee. Ahora encontrar un libro a través de la red es fácil y rápido, inclusive existen sitios como google books que cuentan con libros de material didáctico y de estudio en formato digital, o podrás conseguirlos fácilmente a través de las tiendas en línea de la editorial o usando Amazon.

Los lectores electrónicos, móviles y tablets han simplificado nuestra vida de muchas maneras y la literatura no podía ser la excepción. Fácilmente podemos deducir que a pesar del alto valor sentimental que puedan generarnos un ejemplar en físico, será cada vez más común y sencillo acceder a las ediciones a través del internet con libros electrónicos, ¡el mundo sigue cambiando y los libros han sido la constante por siglos, y eso no va a cambiar!