Crimen y Castigo

Considerada la obra más célebre de Dostoyevski, y junto con Guerra y Paz se considera como la obra de mayor importancia dentro de la literatura rusa y con mayor influencia a nivel internacional, en donde evoca a la perfección el mundo interno de un personaje que acaba de cometer un homicidio.

La escritura del ruso siempre ha sido de otro mundo, siendo reconocido como uno de los mejores escritores que han surcado la Tierra, sin embargo, la forma de Dostoyevski de poder hundirse en la mente de un asesino y representar sus pensamientos, sus reacciones y su paranoia de una manera tan precisa, ha sido tan sublime que incluso las personas que suelen tratar con supuestos homicidas, estudian la obra para ayudarlos a detectar si en verdad lo son o no.

Es una obra profunda, y con un desarrollo al principio lento y con un gran número de personas pero la historia gira alrededor de Raskólnikov, el cual es un estudiante que no tiene casi fondos e indirectamente esos fueron los motivos de sus homicidios que después lo viven atormentando por su gran paranoia que lo abruma pensando en que en cualquier momento puede ser atrapado.

Esta obra es de carácter psicológico y tanto policías, como abogados, psicólogos y psiquiatras le pueden sacar jugo a esta obra maestra para enriquecerse de una manera académica con respecto a sus profesiones. Ya que todo es representado de una manera tan perfecta que pareciese ajustarse sin errores algunos a la realidad.

Definitivamente Dostoyevski no ha sido el tipo de escritores que solo es reconocido por una obra o solamente tiene una que es considerada excelente, es el escritor de “El jugador”, “memorias del subsuelo”, “el idiota”, “el endemoniado”, entre otras. Sin embargo, no hay obra del ruso que sea tan valiosa, tan sublime hasta el punto que es venerada y conocida por la mayoría de los habitantes de la Tierra como Crimen y Castigo. Definitivamente una gema de la literatura que toda persona no puede morir sin leer este libro.